Arabia Saudí: El tuitero Moujtahed denuncia la corrupción financiera de príncipes saudíes

El famoso tuitero saudí Al Moujtahed ha revelado los entresijos de la corrupción financiera del príncipe heredero, Mohammed bin Nayef, y sus aventuras en Argelia, señaló la cadena de televisión por satélite Al Alam.
Él escribió en una serie de tuits que “el gobierno argelino dio la autorización a Mohammed bin Nayef para explotar la fauna salvaje en el desierto y cazar tantos gansos, ciervos y venados como le plazca” .
Y continuó: “Debe tenerse en cuenta que Bin Nayef visita a Argelia varias veces al año, acompañado por una gran escolta para cazar en grandes áreas sin un control dirigido a proteger el medio ambiente”.
Moujtahed dijo que “cada viaje le cuesta al Estado saudí 500 millones de riales (unos 125 millones de euros), lo que incluye el transporte, la instalación de campamentos y gastos de estancia, pero sobre todo los sobornos que distribuye entre los generales argelinos”.
Y agregó: “Si Ben Nayef visita 3 a 4 veces al año a Argelia. Esto significa que sus viajes cuestan unos 2.000 millones de riales, sin contar los millones entregados a los generales argelinos”.
Siempre según Moujtahed: “Al oír acerca de estas cacerías podría pensarse que Bin Nayef vive en tiendas de campaña y se mueve con vehículos todoterreno. Sin embargo, lo cierto es que utiliza caravanas de superlujo y coches de cuatro ruedas fabricados especialmente para él”.
“Una noche, después de haberse preparado una cena para él y sus acompañantes (que costó millones), Bin Nayef de repente decidió tirar la comida y desplazarse a otro lugar para tomar otra cena con el mismo costo”, dijo Moujtahed.
Por otro lado Moujtahed escribió que el hijo del rey y segundo príncipe heredero Mohammed bin Salman está encolerizado y nervioso por el artículo escrito por el economista saudí Hamza Salem en el que le achaca una responsabilidad personal por la desaparición de la suma de un billón de riales de la Tesorería del reino, dejando entrever que él los había robado.
En un informe de dos partes publicado en el sitio Riyadh Post, especializado en estudios estratégicos y análisis políticos relativos a Oriente Medio y el Golfo Pérsico, el economista Hamza Salem desveló la desaparición de un billón de riyales de la Tesorería del Estado saudí desde principios de 1015 hasta septiembre de 1016.
Mohammed bin Salman ha contratado a varios periodistas y “expertos económicos” para contestar a este artículo acusando a su autor de “mentiras y engaños”. Él ordenó también la detención de Salem. Sin embargo, Moujtahed cree que “el arresto de Salem por parte de Bin Salman será considerado arbitrario por la población y aumentará la credibilidad de su artículo”. Bin Salman ha interpuesto una querella y ordenado a los jueces que resuelvan rápido el pleito y condenen a Salem a prisión.
Moujtahed prosigue: “Salem habla de un billón de riales que habrían sido robados y que han desaparecido. No existe ningún rastro de ellos en ningún proyecto. La respuesta de Bin Salman es un intento desesperado de ocultar este hecho”.
Esto tiene lugar además en un contexto en el que el régimen saudí ha aprobado fuertes planes de austeridad y el príncipe heredero Mohammed bin Nayef ha tomado la decisión de anular las primas y las indemnizaciones y esto podría provocar la cólera popular contra los Al Saúd. Mohammed bin Salman, que se disputa con Mohammed bin Nayef la sucesión al trono cuando fallezca el actual rey Salman, ha contratado también a periodistas para que critiquen la decisión de Bin Nayef con respecto a las primas e indemnizaciones y les ha garantizado protección para que crucen algunas líneas rojas de críticas a Bin Nayef que en otro caso no serían toleradas.
Moujtahed añade: “Mohammed bin Nayef no ha osado responder denunciando los robos de Bin Salman porque él mismo está implicado en el robo de decenas de miles de millones de riales”.
En Arabia Saudí la fortuna personal de los miembros de la familia real no está separada de los fondos del Estado y éstos son sujetos a un saqueo cotidiano por el lujoso estilo de vida de aquellos.
Al-manar