DDHH EN EEUU: Policía estadounidense mata a más de 300 afroamericanos en solo un año

http://mx2.politicususa.netdna-cdn.com/wp-content/uploads/2014/12/eric-garner-police-brutality-ramsey-orta.jpg
Más de 300 afroamericanos fueron asesinados por la policía el año pasado desde el fallecimiento de Michael Brown en la ciudad de Ferguson, según informó el analista político, Samuel Sinyangwe, que recopila la estadística de los muertes de este tipo.
“Hemos contado 316 afroamericanos como mínimo que fueron abatidos por la policía desde la muerte de Michael Brown”, dijo Sinyangwe en un informe publicado por el medio ruso Ria Novosti.
El activista, que es uno de los creadores del sitio web Mapa de Violencia Policial (Mapping Police Violence) que reúne las denuncias sobre este tipo de casos, añadió que “recogemos datos detallados en todo el país para comprender mejor el problema y encontrar soluciones eficaces que obliguen a los políticos a reducir la violencia policial para acabar con ella”.
La tendencia, según Sinyangwe, del número de bajas, especialmente de afroamericanos, provocados por agentes de policía, va en aumento.
Cada año los agentes de policía matan al menos 300 hombres negros, indicó el analista precisando que “a mi juicio, el hecho tiene lugar porque aún no tenemos medidas estrictas de protección ni reglas para adjudicar la responsabilidad”.
“Las unidades policiales en todo el país a todos los niveles –local, de estados y federal– no pueden solucionar el problema de manera eficaz”, precisó.
Los creadores del sitio web Mapa de Violencia Policial no afirman que todos los afroamericanos abatidos por la policía fueran inocentes, pero intentar establecer si estaban armados o no y si hubo una investigación seria.
El sitio web publica enlaces a los artículos de los medios de comunicación y muestra en el mapa de EEUU el lugar exacto del suceso.
El 9 de agosto de 2014, Darren Wilson, oficial de policía, disparó y dio muerte a Michael Brown, un adolescente afroamericano desarmado.
El agente fue absuelto al considerarse probado que se vio obligado a abrir fuego después de que Brown lo agrediera.
El incidente provocó una ola de protestas en EEUU y generó un debate sobre la desigualdad racial y la violencia policial contra comunidades afroamericanas en Estados Unidos.
SN