“El gobierno nigeriano debe rendir cuentas por la Masacre de Zaria”

“El gobierno nigeriano debe rendir cuentas por la Masacre de Zaria”

ZARIA. (ABNA) – Los participantes en una reunión realizada por videoconferencia por la Comisión Islámica de Derechos Humanos subrayaron que el gobierno nigeriano debe rendir cuentas por la masacre de musulmanes shiítas en un ataque del ejército en Zaria.

Según la Agencia Noticiosa Ahlul Bait (ABNA) – La reunión se celebró el domingo para discutir el último informe de la CIDH sobre la Masacre de Zaria.

La Masacre de Zaria tuvo lugar en diciembre de 2015. Más de mil personas fueron asesinadas y cientos arrestadas. Han pasado casi 5 años desde la tragedia y el principal clérigo shiíta de Nigeria, Sheij Ibrahim Al-Zakzaky, y su esposa Mallima Zinah permanecen encarcelados, los cuerpos de los asesinados permanecen en fosas comunes y los responsables de la atrocidad no han sido responsables.

El reciente informe de IHRC enviado a la CPI sobre la Masacre de Zaria argumenta que el gobierno nigeriano está tratando activamente de destruir la evidencia de los eventos de diciembre de 2015 e insta a la CPI a tomar medidas antes de que sea demasiado tarde.

Caterina Aiena, autora del informe del IHRC, Femi Fulana, jefa del equipo legal de Sheij, Yummai Karofi, testigo de la masacre de Zaria, y el Dr. Kazim Dhalla, quien dirigió una delegación médica para visitar a los Al-Zakzaky el año pasado, asistieron al evento para discutir el informe y las necesidades. por hacer para terminar con esta injusticia.

También se unió a Suhaila Al-Zakzaky, la hija de los líderes encarcelados del movimiento islámico y fue moderada por Raza Kazim, según el sitio web del IHRC.

En sus comentarios, Fulana describió el ataque contra shiítas y Sheij Al-Zakzaky y su familia como ilegítimo, diciendo que el encarcelamiento continuo del clérigo principal y su esposa también es ilegítimo.

Señaló que en 2016, el tribunal superior federal de Nigeria ordenó su liberación incondicional de la cárcel después de un juicio, pero hasta el momento el gobierno se ha negado a liberarlo.

El abogado subrayó que el gobierno del Estado de Kaduna debería iniciar una investigación sobre el ataque del ejército de 2015.

También enfatizó que se explorarán todas las formas posibles para responsabilizar al gobierno nigeriano por la masacre.

Kazim Dhalla, mientras tanto, habló sobre la salud de Sheij Al-Zakzaky, diciendo que es débil físicamente pero que tiene un gran ánimo.

Señaló que Sheij Al-Zakzaky sufre problemas hepáticos y envenenamiento por plomo.

Suhaila Al-Zakzaky, en sus comentarios, dio cuenta de los acontecimientos del 13 de diciembre de 2015 y de la brutalidad de las fuerzas del ejército en el ataque contra los musulmanes shiítas en Zaria.

Sin embargo, enfatizó que la resistencia de los shiítas de Nigeria y el Movimiento Islámico en Nigeria continuará en la lucha.

Traducido en exclusiva por ABNA24 redacción española

© 2005-2020 AhlulBait News Agency (Agencia de Noticias de Ahlul Bait). Todos los derechos reservados. Se autoriza la reproducción, traducción o distribución de esta noticia sin modificar el contenido y citando la fuente ABNA24 y el autor/traductor.

fuente abna