El Líbano frustra creación de ‘emirato’ del EIIL en su territorio

  • Fuerzas de seguridad libanesas que operan en la región de Dahieh del Sur, en la capitalina ciudad de Beirut.

    Fuerzas de seguridad libanesas que operan en la región de Dahieh del Sur, en la capitalina ciudad de Beirut.

Las fuerzas de seguridad libanesas frustran los planes del grupo terrorista takfirí EIIL (Daesh, en árabe) para fundar un ‘emirato’ en El Líbano.

Conforme ha informado este sábado el general Tony Saliba, jefe del Servicio de Seguridad del Estado de El Líbano, las fuerzas de este país árabe han podido identificar y detener a un cabecilla y a un número de destacados elementos del EIIL en su territorio.

“Los detenidos planeaban fundar un emirato del EIIL en El Líbano”, ha destacado el general Saliba, para después afirmar que el cabecilla detenido es un palestino identificado como Amar Mustafa.

A este respecto, ha detallado que este elemento mantenía contactos periódicos con miembros del EIIL más allá de las fronteras libanesas, y sobre todo con los takfiríes establecidos en la ciudad siria de Al-Raqa, capital autoproclamada de esta banda terrorista en suelo sirio.

Estos elementos seguían los planes de Imad Yasin, ‘emir’ detenido del EIIL en el sur del territorio libanés, ha dado a conocer el general Saliba.

Los detenidos planeaban fundar un emirato del EIIL en El Líbano”, destaca el general Tony Saliba, jefe del Servicio de Seguridad del Estado de El Líbano.

 

Según ha aclarado, se habían refugiado en las zonas aledañas al campamento de Bourj el-Barajneh, en Dahieh del Sur, en la capitalina ciudad de Beirut, y fueron detenidos el 31 de mayo, ha proseguido el titular castrense libanés.

“Desde hace dos años, la Inteligencia libanesa ha podido infiltrarse en esta red terrorista e identificar a dos de sus miembros más destacados”, ha añadido al respecto, al tiempo que ha prometido proporcionar mayor información una vez concluyan las investigaciones pertinentes.

Con el inicio de la crisis siria en 2011, los terroristas de Daesh están atrincherados en zonas montañosas de la porosa frontera sirio-libanesa y el Ejército de El Líbano los ataca con frecuencia, mientras los combatientes del Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá) hacen lo propio desde el lado sirio.

Los terroristas intentan aprovechar la ubicación estratégica de Arsal (en el noreste libanés) para conseguir recursos y ampliar el contrabando de armas desde El Líbano a Siria y viceversa.

tas/anz/hnb