Gaza: Devastación y sufrimiento humano sin precedentes

Israel atacó y destruyó en forma irracional, intencional e indiscriminada barrios residenciales, escuelas, hospitales e infraestructura civil. La magnitud de la devastación y del sufrimiento humano en la agresión a Gaza de 2014 no tiene precedentes y afectará a la generaciones por venir, dijo hoy la jefa de un grupo independiente nombrado por el Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

«La Comisión Investigadora Independiente sobre el conflicto de Gaza en 2014 emitió hoy su informe y dijo que ha reunido información sustancial que apunta a la posible comisión de crímenes de guerra por parte de Israel y de grupos armados palestinos», dijo en la conferencia de prensa cotidiana, el vocero de la ONU, Stephane Dujarric, quien citó a la presidenta de la comisión, la jueza Mary McGowan Davis.

«La magnitud de la devastación y del sufrimiento humano en Gaza no tiene precedentes y afectará a las generaciones por venir», dijo la jefa de la comisión, quien agregó que también existe un temor continuo en Israel entre las comunidades que son amenazadas con regularidad.

El hecho de que Israel no revisara sus prácticas en relación con los ataques aéreos, incluso después de que sus duros efectos sobre los civiles fueron evidentes, plantea la pregunta de si esto fue parte de una política más amplia aprobada, al menos tácitamente, al nivel más alto del gobierno, se indicó en el informe.

Las hostilidades de 2014 registraron un enorme incremento en la potencia de fuego usada en Gaza.

Israel realizó más de 6.000 ataques aéreos y disparó cerca de 50.000 proyectiles de tanques y artillería. En los 51 días de la operación, 1.462 civiles palestinos murieron, una tercera parte de ellos menores de edad.

Los grupos palestinos armados lanzaron 4.881 cohetes y 1.753 proyectiles de mortero hacia Israel en julio y agosto de 2014, mataron a seis civiles y lesionaron a al menos 1.600 personas.

La comisión expresó su preocupación por el extenso uso por parte de Israel de armas con un amplio radio de muerte y lesiones, aunque no ilegales, porque su uso en áreas densamente pobladas tiene muchas probabilidades de matar a combatientes y civiles de manera indiscriminada.

También expresó su preocupación por lo que parece ser un uso creciente de municiones vivas para el control de multitudes por parte de las fuerzas de defensa israelíes, lo que eleva la probabilidad de muerte o lesiones graves.

La comisión fue nombrada por el Consejo de Derechos Humanos en septiembre de 2014 para investigar todas las violaciones al derecho humanitario internacional y a las leyes internacionales de derechos humanos en el contexto de las operaciones militares del verano pasado.

 

Fuente: Agencia Xinhua