Irak condena ‘injerencia’ de Catar en sus asuntos internos

  • El Parlamento iraquí.

    El Parlamento iraquí.

La Cancillería iraquí ha denunciado la celebración sin aviso previo a Bagdad de un congreso en Doha (Catar) sobre la crisis de Irak, y lo tacha de una clara injerencia en los asuntos internos de su país.

El portavoz de la cancillería de Irak, Ahmed Yamal, durante una rueda de prensa efectuada este domingo ha condenado el evento en el que participaron algunas figuras políticas iraquíes perseguidas por la Justicia de ese país, acusadas de apoyar al terrorismo y cooperar con grupos takfiríes.

El diplomático iraquí ha considerado errónea la celebración de dicho congreso, y la tachó de una clara intromisión en los asuntos internos de Bagdad y una violación de los acuerdos Bagdad-Doha basados en el respeto mutuo.

Por su parte, Mahmud al-Hasan, presidente de la comisión de Asuntos Jurídicos del Parlamento iraquí, ha asegurado que el congreso de Doha es un mero esfuerzo encaminado a socavar la seguridad externa de Irak, y un intento de destruir la democracia y la Constitución del país árabe.

Al-Hasan ha pedido una respuesta adecuada del sistema judicial de Irak a todos los participantes en ese acto.

Algunos diputados del Parlamento iraquí han advertido sobre planes de los organizadores del congreso de Doha para desintegrar Irak, y piden la formación de un consejo encargado de interrogar a los participantes en esa cita.

Desde hace más de un año, cuando los terroristas del grupo EIIL (Daesh, en árabe) tomaron el control de Mosul, ciudad en el norte de Irak, EE.UU. y algunos de sus aliados árabes, según diputados iraquíes, han adoptado algunas medidas para dividir este país con la excusa de luchar contra los terroristas de Daesh.

El pasado abril, Washington votó a favor de un proyecto de ley que pretendedividir en tres partes Irak; una medida que recibió el rechazo del Gobierno de Bagdad.

El comandante del Estado Mayor del Ejército de Tierra de EE.UU., Ray Odierno.

 

Asimismo, a mediados del pasado mes de agosto el jefe del Estado Mayor del Ejército de EE.UU., el general Ray Odierno, llamó a la desintegración de Irak so pretexto de coadyuvar a la reconciliación de las diferentes sectas de este país árabe.

ftm/ktg/mrk