Líbano: “Estamos tratando de formar un gabinete consensuado”

imagen.png
“La esencia de la democracia libanesa se basa ante todo en el consenso”, sostuvo el presidente libanés, Michel Aoun, en un discurso que pronunció ante una delegación visitante del cuerpo diplomático acreditado en el Líbano.

“Sobre la base de lo anterior, estamos realizando esfuerzos incansables para lograr un consenso amplio y completo en un intento por llegar a un acuerdo sobre la nueva fórmula del gabinete, en cooperación con el Primer Ministro designado”, agregó Aoun.

En otro nivel, el presidente lamentó que el terrorismo haya crecido y se haya expandido para infestar los cinco continentes del mundo.

“El Líbano es uno de los países que ha soportado la carga de las consecuencias de las guerras vecinas y la afluencia de refugiados sirios”, dijo Aoun.

“Es cierto que hemos podido liberar nuestra tierra del terrorismo; hemos desarraigado todas las formas de terrorismo y hemos tomado el control de la situación de seguridad; sin embargo, la crisis del desplazamiento sigue siendo una carga para el país a nivel económico, de seguridad, social, educativo y de hospitalización”, explicó el Presidente.

A continuación, se pregunta sobre la posición “poco clara” de la comunidad internacional con respecto al retorno de los refugiados a su patria.

“No parece tranquilizador, especialmente con los intentos de vincular el regreso de los refugiados a una solución política, que podría llevar mucho tiempo”, agregó, y expresó su temor de que haya cierta determinación de mantener a los refugiados en el Líbano, a pesar de las repetidas advertencias del Líbano en los foros internacionales y frente a las misiones diplomáticas sobre todos los daños causados a nuestro país en diversos niveles.

Además, el Presidente dijo que no puede dejar de preguntarse por qué el Líbano siempre ha estado destinado a pagar un alto precio por el logro de la paz y los asentamientos regionales.

“Las amenazas de Israel, la presión constante, todas las soluciones vagas, así como el acto de golpear la identidad universal de Tierra Santa a través del reconocimiento de Jerusalén como la capital de’Israel’, son señales alarmantes, sin mencionar que de ninguna manera podrían terminar con las guerras existentes. Esto mas bien engendrara nuevas guerras, nuevos desplazamientos y una nueva limpieza étnica”, advirtió Aoun.

nna / pi