Por investigar sus crímenes de guerra y lesa humanidad y los de Israel: Washington sanciona a la Fiscal de la Corte Penal Internacional CPI

EEUU e Israel están por encima del derecho, la legalidad y la justicia: Tras meses de amenazas y menos de nueve semanas antes de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, la administración de Donald Trump ha cumplido su amenaza contra Fatou Bensouda, la fiscal de la Corte Penal Internacional (…).

Tras meses de amenazas y menos de nueve semanas antes de las elecciones presidenciales en Estados Unidos, la administración de Donald Trump ha cumplido su amenaza contra Fatou Bensouda, la fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI), imponiéndole sanciones. Efectos económicos sin precedentes en su contra.

«Hoy, estamos pasando de las palabras a los hechos» , declaró el miércoles 2 de septiembre el jefe de la diplomacia estadounidense, Mike Pompeo«porque la CPI lamentablemente sigue atacando a los estadounidenses» .

Anunció la inclusión en la lista negra de los Estados Unidos de Fatou Bensouda y Phakiso Mochochoko, director de la división de jurisdicción, complementariedad y cooperación de la CPI, con sede en La Haya, en los Países Bajos. Bajo. Sus posibles activos en Estados Unidos serán congelados y se les prohibirá el acceso al sistema financiero estadounidense.

«Cualquier individuo o entidad que continúe ayudando materialmente a estos individuos también está expuesto a sanciones «, advirtió Mike Pompeo en una conferencia de prensa. No toleraremos los intentos ilegítimos de la CPI de llevar a los estadounidenses a su jurisdicción»

SANCIONES EN JUNIO

Ya involucrado en una ofensiva sin precedentes contra la CPI, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, autorizó en junio sanciones económicas contra sus funcionarios para disuadir al tribunal de enjuiciar a los soldados estadounidenses por su participación en el conflicto en Afganistán. Washington había prohibido previamente a los funcionarios judiciales la entrada a Estados Unidos y revocó la visa estadounidense de Fatou Bensouda.

En junio, la CPI deploró «una serie de ataques sin precedentes» contra ella, subrayando su independencia. En un comunicado el miércoles por la noche , la CPI condenó «estos actos coercitivos, dirigidos contra una institución judicial internacional y sus funcionarios, [ellos] no tienen precedentes y constituyen graves ataques contra la Corte, el sistema de justicia penal internacional del estatuto de Roma y el Estado de derecho en general”.

El secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres, se limitó a «tomar nota» de las sanciones estadounidenses, asegurando «seguir de cerca la evolución de este expediente», según su portavoz.

Estas medidas punitivas «constituyen una perversión desconcertante de las sanciones estadounidenses, supuestamente para penalizar a quienes violan los derechos humanos y a los cleptócratas, utilizados aquí para perseguir a los responsables de juzgar crímenes internacionales» , respondió Richard Dicker, de la organización no gubernamental Observador de derechos humanos.

Amnistía Internacional -por una vez en la vida- condenó “otro ataque descarado contra la justicia internacional” . «Las acciones de la Casa Blanca pueden desanimar a sobrevivientes de violaciones de derechos humanos a buscar justicia» , «lo grotesco» , criticó Daniel Balson, uno de los líderes de esta organización, acusando a la administración de la práctica de Trump. “Acoso e intimidación” .

Los jueces de la CPI inicialmente se negaron a autorizar esta investigación luego de una primera amenaza sin precedentes de sanciones por parte de Washington, que no es miembro de este tribunal, a diferencia de Kabul.

La oposición acérrima del gobierno de Estados Unidos también es a las investigaciones «por motivos políticos» contra Israel, que pueden ser objeto de investigaciones por crímenes de guerra en Cisjordania y la Franja de Gaza.

La Corte se rige por el Estatuto de Roma, un tratado que entró en vigor en 2002 y desde entonces ha sido ratificado por más de 120 países. Es una de las principales encarnaciones del multilateralismo odiado por el presidente Trump y la franja soberanista del campo conservador estadounidense.

https://www.lemonde.fr/international/article/2020/09/02/washington-sanctionne-fatou-bensouda-la-procureure-de-la-cour-penale-internationale_6050769_3210.html

Fuente: canarias-semanal.org