SIRIA: Presidente al Assad participó de la ceremonia de Eid Al Adha en la ciudad de Daraya

El presidente sirio Bashar al Assad, efectuó este domingo el rezo de Eid al-Adha (fiesta musulmana del sacrificio), en la mezquita Saad Bin Muaz, en la ciudad de Daraya al sur de Damasco.
Rezaron junto con el presidente el Gran Muftí de la República, Ahmad Bader el Din Hassun, el ministro de Asuntos Religiosos (Awqaf), Muhammad Abdul Sattar Sayed, el primer ministro Imad Khamis, además de varios ministros y altos funcionarios en el Estado y el Partido.
Tras efectuar el rezo, el muftí de las provincias de Damasco y Damasco-campo, Adnan Afyumi, pronunció el sermón del Eid en el que habló de los sublimes significados de esa fiesta religiosa y del ritual de la peregrinación como uno de los pilares fundamentales del Islam.
Asimismo, hizo alusión a la injusta decisión saudí de privar a los sirios por quinto año consecutivo de efectuar la peregrinación a la Meca, simplemente porque son sirios que escogieron quedarse en su tierra y dentro de su patria.
Explicó que ellos no tienen derecho ninguno de privar a un pueblo simplemente por sus posturas políticas ya que su misión es cuidar a los peregrinos y a los fieles, y no privarlos de efectuar este ritual por sus posturas políticas.
El imán Afyumi agregó que privar a los sirios de la peregrinación es triste pero los sirios tienen ahora gran esperanza en sus corazones de que la guerra terminará gracias a las recientes victorias del Ejército sirio contra el terrorismo y gracias a la reconciliación, recordando que la patria es como la madre que perdona los errores de sus hijos.
El Imán del rezo indicó que efectuar el rezo del Eid en Daraya muestra que la apuesta por Occidente convirtió a esa urbe próspera en una ciudad devastada, y eso es uno de los resultados de esa guerra injusta impuesta sobre Siria.
En su sermón, Afyumi llamó a la reconciliación por ser el medio menos costoso para salir de la crisis en Siria, así como llamó a la reconstrucción de Siria para que vuelva más próspera que antes, y para que el pueblo sirio vuelva a ser un ejemplo de la alta conciencia y de la cultura. En este sentido, subrayó el rol de las instituciones en enfrentar la ideología del extremismo y el terrorismo.
Después de la oración, el presidente al-Assad y su séquito realizaron un recorrido por varias calles de la ciudad que fue objeto de sabotajes sistemáticos por parte del terrorismo, los cuales abarcaron las casas de adoración, la infraestructura y las propiedades públicas y privadas.
El presidente al-Assad escuchó de  los responsables hablar de los planes elaborados para restablecer en lo posible los servicios de forma que contribuya al retorno de la población a sus hogares lo más pronto posible.
Preguntado sobre su mensaje a las zonas que todavía permanecen bajo el control de los armados, el presidente al-Assad dijo: es el mismo mensaje que repetimos en casa ocasión desde hace años, o sea invitamos a los sirios a encaminarse hacia la reconciliación, y cuando hablo esto supongo que la mayoría de los sirios son patrióticos y la mayoría de las personas que viven en aquellas zonas desean volver al seno de la patria pero a veces existe escepticismo hacia el Estado y a veces temor hacia los armados.
 “Las puertas de la patria y las instituciones civiles y militares están abiertas a ellos en cada momento para que vuelvan al seno del Estado que es paternal para con sus hijos leales y aquellos que erraron pues cuando quieren pueden volver, pero aquellos que persisten en su función de herramientas a cambio de un puñado de dólares entonces les decimos simple y llanamente que las fuerzas armadas continúan su trabajo sin vacilación ni tregua independientemente de cualquier circunstancia interna o externa hasta la instauración de la seguridad en todas las zonas en base de las disposiciones de la constitución.
SANA