Tres federaciones islámicas de Cataluña presentan una demanda contra Vox

La Federación Islámica de Catalunya (FIC), la Unión de Comunidades Islámicas de España (UCIDCAT) y la Federación Consejo Islámico de Catalunya (FCIC) presentaron el pasado martes ante la fiscalía una denuncia contra Vox por delitos de odio. La denuncia se ha formalizado a tenor de la campaña iniciada por el partido ultraderechista el pasado 27 de enero en sus redes sociales con el hastag #stopislamización, según han informado en un comunicado.

Las organizaciones consideran la campaña como «un ataque a la convivencia, efectuado únicamente para arañar los votos del miedo al vecino» y, por ello, debe considerarse «primeramente como un acto despreciable contra la tranquilidad y el buen entendimiento que hay y debe haber entre la riqueza y la diversidad de los vecinos y vecinas de Catalunya» y a la vez como «un abuso y un atentado contra las instituciones y la calidad democrática de nuestro país», han argumentado las entidades musulmanas.

En opinión de estas federaciones, Vox «ha retorcido los límites de la libertad de expresión y las libertades políticas para conseguir poder político a costa de generar miedo, odio y estigmatizar a una parte de los vecinos y vecinas de Cataluña». Con su denuncia, las comunidades islámicas pretenden «hacer frente como parte implicada y mediante los instrumentos que ofrece el estado de derecho, a la sinrazón de un partido y una campaña política basada en el miedo, el odio y la estigmatización de parte de la ciudadanía», afirman.

Piden a la fiscalía de delitos de odio «que investigue todos los hechos relacionados con esta campaña difamatoria hacia las personas musulmanas que convivimos, contribuimos y ayudamos junto con toda la ciudadanía a construir un futuro común mejor para nuestro país». Ninguna institución europea que se considere democrática y que aspire a los máximos ideales de igualdad y justicia social, debería aceptar como válido (el discurso de Vox) para construir nuestras sociedades del futuro», conluyen los denunciantes.

fuente ain