Yemen: Movimiento Houthi denuncia la presencia israelí, mientras Arabia Saudí incrementa sus ataques

Integrar imagen
El líder del movimiento popular yemení Houthi Ansarullah, Abdul-Malik Badreddin al-Houthi, reveló que se han detectado aviones de guerra israelíes sobrevolando la estratégica ciudad portuaria de Hudaydah.
 
Houthi reveló que en los últimos días se han visto aviones israelíes sobrevolando Hudaydah, en medio de una ofensiva de los mercenarios saudíes para apoderarse de la ciudad, según informó la cadena de televisión árabe al-Masirah.
 
“Yemen en realidad está luchando contra una coalición saudita-sionista”, dijo Houthi, refiriéndose a la guerra de agresión militar que Arabia Saudí ha lanzado contra Yemen desde 2015.
 
Varios países occidentales, particularmente los Estados Unidos y el Reino Unido, son ampliamente conocidos por ayudar a Arabia Saudita en esta guerra de agresión, pero esta es la primera vez que se denuncia la presencia cómplice de Israel.
 
Refiriéndose a los estrechos vínculos entre Israel y los grupos terroristas que operan en Siria, Houthi señaló que los elementos takfiri en Yemen también son “mercenarios y sirvientes” de Tel Aviv y Washington.
 
Israel y Arabia Saudita no tienen relaciones diplomáticas, pero informes que han trascendido últimamente dicen que los dos regímenes están trabajando entre bastidores para establecer un contacto formal.
 
Un alto experto nuclear israelí reveló recientemente que Tel Aviv estaba vendiendo información a Arabia Saudita que le permitiría al reino desarrollar armas nucleares.
Ami Dor-On, comentarista nuclear de alto rango de la organización militar israelí IHLS, dijo que la cooperación ha sido posible a raíz de la ampliación de las relaciones entre el príncipe heredero saudita Mohammad bin Salman y el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu.
 
Hudaydah, hogar de unas 400,000 personas, es un punto vital para la llegada de ayuda a Yemen, país devastado por la guerra. En tanto, Riad afirma que los Houthis están utilizando este puerto estratégico para recibir armas, acusación rechazada por los combatientes.
 
La ciudad, que se encuentra en la costa occidental del Mar Rojo, ha sido testigo de renovadas tensiones en los últimos días. Las fuerzas respaldadas por Arabia Saudita se han acercado a Hudaydah, provocando temores de un asalto total.
 
La ONU y las organizaciones humanitarias han advertido que un posible ataque saudita contra Hudaydah podría desencadenar un desastre.
 
Jan Egeland, ex jefe de ayuda de la ONU que ahora encabeza el Consejo Noruego para Refugiados, dijo el último sábado a la cadena de televisión Al Jazeera, que un ataque saudí “empeoraría la situación”.
 
“Debemos evitar la guerra en Hudaydah a toda costa, no solo por los cientos de miles de personas quedarán atrapadas en el fuego cruzado, sino también porque el puerto y la linea de vida serán destruidos”, dijo.
 
Egeland también exigió “un alto el fuego y conversaciones de paz” para resolver la crisis en Yemen.
 
“Lo que pedimos es que los Estados Unidos, el Reino Unido y Francia, que tienen influencia sobre la coalición encabezada por Arabia Saudita, que le venden armas, que mantienen estrechas relaciones militares, que tienen una estrecha cooperación diplomática y de inteligencia, garanticen que se frenten los ataques”, agregó.
 
A principios de esta semana, la ONU expresó su gran preocupación por la situación en torno a Hudaydah.
El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) también advirtió que la lucha en Hudaydah “agravaría aún más una situación catastrófica”.
 
“El CICR, en consonancia con el derecho internacional humanitario, insta a todas las partes en conflicto a respetar las vidas de los civiles tomando todas las medidas posibles para protegerlos”, dijo en un comunicado la institución humanitaria con sede en Ginebra.
 
Por otra parte, este sábado, al-Masirah informó que soldados del ejército yemení, y combatientes de los comités populares aliados, destruyeron siete vehículos blindados saudíes en las regiones de Asir y Najran, ubicadas al sur del reino
Los ataques yemeníes se produjeron en represalia por los ataques militares dirigidos por Arabia Saudita sobre el empobrecido país árabe.
 
Las fuerzas yemeníes lograron evitar el avance de los mercenarios saudíes y sudaneses en Asir, y asesinaron a decenas de ellos, según el informe.
 
Arabia Saudita y sus aliados lanzaron una guerra de agresión contra Yemen en marzo de 2015, en apoyo al ex gobierno pro saudí, y contra el movimiento popular yemení de los Houthis.
 
La guerra de agresión militar ha matado y herido a más de 600,000 civiles, según el Ministerio de Derechos Humanos de Yemen.
Arabia Saudita también ha impuesto un bloqueo sobre Yemen, que ha impedido la entrega de la ayuda humanitarias, como alimentos y medicinas, al país dependiente de importaciones.
ptv / pi